Los especialistas recomiendan no programar un embarazo antes de las 39 semanas

En la actualidad, las mujeres se encuentran considerando en mayor medida, la posibilidad de programar el nacimiento de su bebé en fechas que más les acomode, sin un argumento médico que las apoye. Sin embargo, los expertos consideran que esta medida no es sana ni para la madre ni para el menor en cuestión, ya que el proceso debe ser lo más natural posible.

clinica_alemana_neonatologiaEs importante conocer y tener presente, que durante las últimas semanas del embarazo el bebé termina por desarrollar importante órganos como los pulmones y el cerebro. Por ende, es muy importante que el embarazo pase las 39 semanas, de lo contrario, si ha presentado problemas, lo más seguro es que tu médico decida adelantar el parto para resguardar la salud de madre e hijo.

El hecho de programar un parto para antes de las 39 semanas puede traerle complicaciones tanto a la madre como al bebé, ya que muchas veces el tiempo desde la gestación puede tener una diferencia de dos semanas que quizás los exámenes no percibieron, por ende si se adelanta el parto, el bebé nacerá prematuro, sin el completo desarrollo de todos su órganos, que a la larga sólo le traerá problemas.

La cesárea por su parte, es una opción para muchos partos que vienen con complicaciones y es necesario poder sacar al bebé lo más rápido posible del vientre de la madre. Pero no se debe olvidar, que es una cirugía que requiere de tiempo de recuperación, no así el parto normal. Inclusive el bebé puede tener problemas respiratorios, los cuales deben ser atendidos por el área de Neonatología.

¿Por qué evitar programar una cesárea?

Tal como se ha comentado, el proceso de embarazo requiere cumplir ciertas semanas en donde el bebé logre desarrollar cada uno de sus órganos de manera completa y que nada afecte su nacimiento y organismo por un capricho de la madre. Pues bien, estas son algunas de las razones por las que se debe completar el trabajo de parto:

  • Permitir las contracciones por muy dolorosas que sean, forma parte del proceso donde adelgaza el segmento inferior, teniendo una recuperación mucho más eficaz.
  • Durante el trabajo de parto, la liberación de hormonas que vive la madre son todas absorbidas por el bebé, lo que le ayuda a enfrentar su vida fuera del vientre.
  • Un parto normal, evita que muchos niños nazcan con problemas respiratorios.
  • Vivir el proceso de las contracciones, disminuye las probabilidades de sufrir depresión post parto.
  • Dentro de la liberación hormonal en el parto natural, se elimina Oxitocina, denominada la “hormona del amo”, la cual favorece el vínculo entre el neonato y la madre una vez nacido.
  • Formar parte del nacimiento de tu hijo, es impagable. Al programar el parto, te vuelves una espectador de un espectáculo único e irrepetible.

Por lo tanto, considera tus opciones, asesórate con su médico y no seas impaciente. Lo principal es que tu bebé nazca sano y sin complicaciones.

Comments are closed.